domingo, 26 de febrero de 2012

EL SENTIDO DEL OLFATO EN IMAGEN PERSONAL





ASESORIA DE IMAGEN PERSONAL


CRÓNICAS DE UN PELUQUERO


EL OLFATO


          Una parte muy importante de la Imagen Personal está vinculada al olfato. Los seres humanos también nos comunicamos a través de este sentido ya que forma parte y nos ayuda a descifrar los mensajes que nos llegan del exterior aunque, para ello, es necesario conocer algunos detalles.

          El olfato o percepción olfativa es el sentido cuya misión encomendada no es otra que revelar los olores. Su principal órgano es la nariz y responde a estímulos químicos, es, así, un quimiorreceptor en el que intervienen como estimulantes las partículas olorosas y etéreas segregadas de los cuerpos que penetran por los orificios nasales hasta llegar al epitelio para ser procesadas por todo un dispositivo olfativo.

          La información se hace llegar hasta el sistema límbico y el hipotálamo, zonas del cerebro embrionariamente muy primitivas, a su vez, responsables de los instintos, de las emociones y por tanto de los sentimientos. Es en estas zonas donde se acumula la capacidad de la memoria y se dosifica el tránsito hormonal, por esa razón los olores pueden alterar nuestro dinamismo corporal al igual que nuestra conducta y no existe ninguna duda que, de todas las experiencias que nos afectan, el olor es de lo más irresistible, aunque no podamos verle ni tocarle.

          Se dice de la nariz humana que, en condiciones normales, puede llegar a distinguir entre más de 10.000 propiedades diferentes teniendo siempre presente que el sentido del olfato es de los más primitivos que poseemos, con la peculiaridad, casi pretérita, de avivar nuestros recuerdos, pero no es menos cierto que a lo largo de su existencia ha tenido que ir acoplándose a los distintos cambios que, en cuanto a olores, hemos experimentado y que seguimos experimentando debido a nuestro progreso.

          Es innegable que nos sentimos obstinados, irracionalmente perseguidos por todos los olores de nuestro cuerpo, las axilas, el aliento, los olores de los pies e incluso el olor de nuestros genitales ( que en otro tiempo tuviera tanta importancia en la atracción sexual) y de todos nuestros humores corporales. Puede decirse, al respecto, que somos una sociedad desnaturalizada y desechamos todos aquellos olores naturales, originarios de nuestro cuerpo, para cobijarnos en otros más artificiales entre los que se incluyen los componentes almizclados o esencias sexuales de cualquier otro animal, que son la base fundamental de todos los perfumes que por costumbre utilizamos.

          El sentido del olfato nos ofrece información sobre los demás, a través de los olores, que podemos relacionar con la imagen y aunque las personas no tenemos tanta capacidad olfativa como los animales, en este aspecto de los olores, se dice que, también, son aplicables a las razas y a las culturas. (Según Edwar may, los árabes acostumbran a supeditar la disposición personal al olor corporal).

          Por su aliento sabremos deducir los hábitos higiénico bucales de las personas cercanas, podremos, aunque no siempre, tener información sobre que tipo de comida han ingerido recientemente o si han consumido alguna bebida alcohólica. Estaremos en condiciones de establecer si entre sus prácticas se esconde la del tabaco o cualquier práctica análoga. Obtendremos información sobre su personalidad a través de sus olores corporales y, aquellos que desprenda su indumentaria nos aproximarán al tratamiento en el lavado de esta, a la vida laboral de la persona y todo ello, a su higiene en general e incluso, por la utilización de perfumes, sobre todo si son particulares, podremos teorizar a cerca de su conducta.

          Y por último, como apuntaba anteriormente, nuestro sentido del olfato siempre estuvo inmiscuido, de manera relevante, en el ámbito sexual, aunque esta función se haya visto desvirtuada con el paso de los tiempos debido a todos nuestros cambios de adaptación y superación, proceso evolutivo, pero a pesar de ello y pertenezca a la propia voluntad o no, el sexo y el olor parecen transitar en la misma dirección.

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
SALAMANCA, Salamanca, Spain
Entusiasta de la imagen externa, las buenas maneras y todo lo que esté relacionado con el medio natural